Home Familia Intoxicación por plaguicidas

Intoxicación por plaguicidas

Elisabeth Ardèvol. Farmacèutica
Facebook Twitter linkedin google+

2. Medidas preventivas

Con el fin de evitar el abuso de productos químicos en el control de las plagas y las consecuencias negativas que pueden tener en la salud de las personas expuestas, tanto particulares como empresas han de incorporar en los locales y en sus hábitos medidas preventivas que eviten la formación de una plaga.

Las principales medidas son colocar telas mosquiteras, tapar los agujeros o zonas donde los insectos o roedores puedan anidar, cumplir las medidas de higiene y orden, y no dejar alimentos ni agua al alcance de la mano.

Después de ello se ha de continuar con lo que se llama lucha integrada: métodos mecánicos, como ratoneras o trampas adhesivas, seguidos de métodos físicos, También se pueden aplicar métodos biológicos, como trampas con hormonas repelentes e inhibidoras del crecimiento.

Sólo cuando estos métodos son insuficientes como la luz ultravioleta o la aspiración. utilizaremos productos químicos de uso doméstico en viviendas particulares y, en otros casos de uso profesional, productos utilizados por especialistas.

Otra vía de entrada de plaguicidas en el organismo es a través de la dieta. Las fumigaciones de frutas y verduras, a veces, hacen que lleguen al consumidor alimentos con unos contenidos de residuos de plaguicidas. En este sentido, todos estamos expuestos a dosis muy bajas de contaminantes que incorporamos involuntariamente con los alimentos. Estas cantidades se pueden eliminar lavando bien las frutas y verduras que consumimos.



 

 

¡Un moco que quiere jugar contigo! ;-)

Jugar